HISPANIA
1230 FernandoIII.jpg
1230 AlfonsoIX.jpg

El monarca leonés empezó a sentirse mal en Sarria y allí murió poco después, cuando iba de camino a Santiago para agradecer al apóstol su ayuda y protección en sus las exitosas campañas que le habían llevado a tomar Cáceres, Mérida, Badajoz y Elvas.

Vuelve al tablero geopolítico el gigante hispano que el tatarabuelo de Fernando III, Alfonso VI, dividió entre sus dos hijos, dando lugar a 73 años de tensiones y guerras entre Castilla y León que terminan hoy.

La enorme y compleja operación anfibia planificada básicamente por los templarios, que suponía la participación de más de 100 embarcaciones y 15.000 efectivos, se ha visto coronado con el éxito tras el asalto de la ciudad ordenado hoy por Jaime I.