Fernando El Católico conquista Navarra

El 17 de julio de 1512 Fernando El Católico inicia la invasión del Reino de Navarra. Por esa época, el poblado de Novelda es totalmente musulmán (pues sus habitantes aún no han sido bautizados forzosamente, con lo que aún no son moriscos). Los pocos cristianos que hay viven en un poblado en el cerro de La Mola, junto a la fortaleza. Probablemente, entre ellos ya está el primer Sabater que llegó a #Novelda y del que descienden todos los apellidos Sabater de la localidad.

Tras la victoria de la Navas de Tolosa (1212), la rápida expansión de los reinos de Castilla y de Aragón cercenó la posibilidad de crecimiento del reino de Navarra, que quedó rodeado por tres grandes potencias; Castilla, Aragón y Francia.

Durante casi trescientos años, Navarra subsistió gracias al equilibrio de fuerzas entre estos reinos, especialmente entre Castilla y Aragón, pues ninguno de ellos permitía que el otro se engrandeciera anexionándose el reino pamplonés.

Pero con el matrimonio de Isabel y Fernando se unían las dinastías castellana y aragonesa (que en realidad eran la misma, los Trastámara, desde Fernando I de Aragón), lo que debilitaba la situación geopolítica del reino, que ahora solo contaba con los equilibrios entre Castilla y Francia.

Desde muy pronto, Fernando el Católico no ocultó su deseo de invadir Navarra. Ya en 1486 ordenó un bloqueo comercial que obligó a los navarros a aceptar la tutela de El Católico. También estuvo detrás de las luchas interna por el trono entre Luis de Beamunt y Juan III de Albret, hasta que este último fue coronado rey de Navarra en 1494. Pero Luis de Beamunt huyó a Castilla y cedió todos sus dominios al rey Fernando, que fue colocando tropas castellanas en el interior del reino.

Finalmente, en 1511 Fernando consiguió una alianza contra Francia en la que participaban El Papado, Venecia, el Sacro Imperio e Inglaterra. Lenta y laboriosamente, la trampa sobre Navarra se había cerrado.

En julio del año siguiente, las tropas castellanas, bajo el mando del II duque de Alba (padre del Gran Duque de Alba, el III) y con el apoyo de Luis de Beaumunt, invadieron el reino. El 25 de julio se rendía Pamplona ante el potente tren de artillería castellano. En septiembre habían llegado hasta la Baja Navarra, con el consiguiente rosario de saqueos y destrucción.

Hasta mediados de octubre no tuvo lugar el contraataque franco-navarro, que aunque obtuvo importantes victorias e hizo retroceder a Alba hasta la misma Pamplona, fracasó en el asedio de esta ciudad, que defendía el propio duque.

En abril de 1513 se firmaba la Paz de Urtubia entre Fernando El Católico y Luis XII de Francia, por el que Francia se quedaba los condados del Bearn y de Foix a cambio de aceptar la anexión de Navarra a Castilla.

Navarra fue anexionada a Castilla por el mayor protagonismo de sus tropas en la conquista, mucho más importantes en número que las tropas aragonesas que participaron en la invasión.

 

- - - - -

 

Volver al inicio

 

Please reload

  • Twitter Social Icon
  • Instagram Social Icon

La Historia contada noticia a noticia

   ÚLTIMA MODFIICACIÓN

           6 JUNIO 2020

PRIMAVERA 1223