¿Es la asamblea de León algo más que una simple curia?

 

​LEÓN, abril 1188. Por primera vez en la historia, un rey ha convocado formalmente a la aristocracia de las ciudades a un curia para debatir temas de calado para su reino. Así ha procedido Alfonso IX de León para asegurarse la proclamación como rey en la disputa que mantenía con su madrastra Urraca López de Haro; convocando a los representantes de las ocho ciudades más importantes del reino, Salamanca, Zamora, Oviedo, Toro, Astorga, Benavente, Ledesma y Ciudad Rodrigo. Se trata, sin duda, de un hecho extraordinario, pues hasta la fecha solo la alta nobleza era convocada a palacio para aconsejar al rey y tomar decisión sobre la política que debía seguir cada reino. La asamblea ha tenido lugar en el claustro de San Isidoro de León.

 

En el origen de esta decisión se encuentra el hecho de que son las ciudades, y en concreto su patriciado, las que, al albur del crecimiento del comercio internacional, se han convertido en los principales financiadores de los gastos reales, una potencia económica en la que se basan para exigir mayor protagonismo político. De ser así, dicha convocatoria ha de interpretarse principalmente como un signo de debilidad de la monarquía, que es como lo ha entendido la poderosa nobleza tradicional, que ve como el gran poder que ostentaba, dada su cercanía al monarca , ahora debe ser compartido con la aristocracia de los concejos. En este sentido, se trataría de un hito relacionado con lo ocurrido con las ciudades del norte de Italia, cuya capacidad financiera ha permitido financiar al papa Alejandro III y derrotar al emperador en la batalla de Legnando (1176), con la recompensa de la consecuente autonomía conseguida a costa de los señores feudales lombardos. Al parecer, es imparable que el crecimiento económico de las ciudades vaya acompañado de su mayor protagonismo político.

 

Aunque formalmente no se puede calificar a dicha asamblea de unas cortes propiamente dichas, se trata de la primera asamblea en el mundo que puede documentar la participación de las ciudades en las decisiones del rey, por lo que muchos especialistas la consideran el embrión de las cortes medievales. Así, en 2013 la UNESCO la incluyó en el Programa Memoria del Mundo como "testimonio documental más antiguo del sistema parlamentario europeo".

 

La Ciudad de León, que ha recibido el título de Cuna del Parlamentarismo, celebra una recreación de dicha asamblea en el claustro de San Isidoro de León.

 

IMAGEN SUPERIOR: RECREACIÓN DE LA ASAMBLEA DE LEÓN DE 1188, DE DIARIO DE LEÓN

 

 

 

Relacionados

--------------------

 

Alfonso IX se impone como rey de León

OPINIÓN: Los mercados disparan la fundación de ciudades

OPINIÓN: Legnano; la victoria del dinero

Sección OPINIÓN

Sección ECONOMÍA

Noticias de LEÓN

Sección de RECREACIONES

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Please reload

  • Twitter Social Icon
  • Instagram Social Icon

La Historia contada noticia a noticia

   ÚLTIMA MODFIICACIÓN

           6 JUNIO 2020

PRIMAVERA 1223