Los almohades conquistan Mallorca y pacifican Túnez


MALLORCA, primavera 1203. Al tiempo que una escuadra de guerra bloqueaba el puerto de Palma de Mallorca (Madina Mayurqa), un ejército almohade ha desembarcado en la isla y ha derrotada a las fuerzas almorávides de Abdalá ibn Ganiya, quien ha resultado muerto en la batalla, y ha incorporado las Islas Baleares al todopoderoso imperio almohade. Termina así la independencia de un territorio que todavía hoy, veinticinco años después de la caída de Murcia, se encontraba en poder de los almorávides. El año pasado, los almohades habían conquistado Ibiza y Menorca con una flota que partió desde el puerto de Denia.


Con la conquista, el califa Al-Nasir acaba con el último foco del Islam occidental que mantenía obediencia al califa abassí de Bagdad en lugar de al almohade de Marrackech. Las islas baleares eran el feudo de la dinastía Banú Ganiya, y desde ellas hostigaban constantemente a los alomohades en el norte de África, hasta el punto de apoderarse de zonas de Ifraquya, actual Túnez, como Bujía, Argel o Constantina. Acabar con esta amenaza ha sido el motivo principal del ataque a los Banu Ganiya.


Los Banu Ganiya gobernaban las Islas Baleares desde 1115, cuando fue nombrado gobernador almorávide Muhammad ibn Ganiya, poco después de que una flota cruzado-pisana destruyera la ciudad de Mallorca. Cunado en 1147 los almohades derrotaron a los almorávides en Marraeckch, los Banu Ganiya se declararon obedientes al califato de Bagdad y mantuvieron la resistencia mediante la práctica de la piratería, sobre todo atacando y saqueando las costas del norte de África. Esta actividad llegó a su punto álgido en 1185, cuando el cuarto sucesor de la dinastía, Alí ibn Ganiya, conquistó las ciudades norteafricanas de Bujía, Argel y Constantina. El problema mallorquín había ido demasiado lejos; ya solo era cuestión de tiempo que, cuando se estabilizase la situación en Al-Ándalus, los almohades se volvieran contra los Banu Ganiya.


Sin embargo, la caída de Mallorca no ha supuesto la eliminación de la amenaza almorávide, pues parte de los Banu Ganiya se han trasladado a sus dominios en el norte de África, donde llevan veinte años resistiendo y derrotando a los ejércitos califales. Pero con las Islas Baleares bajo control almohade, las plazas de Túnez han perdido su principal base de aprovisionamiento. Por ello, cuando en 1205 Al-Nasir concentró una gran fuerza para acabar con la resistencia en el Magreb, las fuerzas con las que se encontró ya no eran tan fuertes como antaño: en febrero, los Banu Ganiya eran expulsados de Túnez y concentraban sus restos en la defensa de la ciudad costera de Mahdia, al sur de Túnez. Allí fueron definitivamente derrotados en enero de 1206.

IMAGEN SUPERIOR: PALACIO DE LA ALMUDAINA,

CONSTRUIDA SOBRE LA ALCAZABA ÁRABE DE PALMA DE MALLORCA

Relacionados

----------------

Una Castilla herida resiste la alianza de León, Navarra y almohades

Los almohades destrozan al ejército castellano en Alarcos

Los almohades conquistan Murcia y ya controlan todo Al-Ándalus

Noticias de AL-ÁNDALUS

Noticias de HISPANIA

¿Qué pasó después?

  • Twitter Social Icon
  • Instagram Social Icon

LA HISTORIA CONTADA NOTICIA A NOTICIA

   ÚLTIMA MODIFICACIÓN

         26 OCTUBRE 2020

PRIMAVERA 1226